Producto del aumento de casos de COVID-19, y de conformidad con lo autorizado por el Ministerio de Salud Pública (MSP) los prestadores de Montevideo y Canelones suspenden las consultas presenciales, sustituyendo las mismas por consultas telefónicas o mediante video-llamada.

Dicha resolución tendrá vigencia, en principio, hasta el 15 de febrero de 2021. 

Así las cosas, uno de los puntos de la resolución indica "establecer la consulta telefónica o telemedicina como primera línea de atención, focalizando los recursos de atención presencial ambulatoria, en policlínicas e internación, asegurando la atención inmediata de pacientes afectados por la pandemia".

 

Imprimir nota Recomendar nota